Descubrimientos

¡Hola a tod@s!

La semana pasada, disfrutando de unas pequeñitas vacaciones en París, recibimos varias sorpresas. La que más ilusión nos hizo (a mí y a las Minimís) fue nuestra aparición en el fabuloso blog de Leticia Blanco, Vintage & Chic, un espacio sobre decoración, diseño, fotografía y moda. Leticia recopila y comparte imágenes, blogs y webs que le inspiran, según dice ella, por lo que vernos aquí nos emocionó realmente :)

Podéis leer lo que decía sobre nosotras aquí.

Nos conocimos “virtualmente” hace unas semanas cuando, por casualidad, descubrí su tienda online, el Bazar Vintage & Chic. Me enamoré de muchos de los objetos vintage que allí hay, pero me quedé prendada de los maniquíes decorativos, obra de Belén Cossío, artista plástica tarraconense y autora del blog La Factoría Plástica, un blog interesantísimo (tanto el de Leticia como el de Belén se han convertido en lecturas obligadas, en cuanto tengo un hueco, allá que voy ;)

Los maniquíes me traen especiales recuerdos, me transportan a mi infancia, cuando el talleret de mi tía y mi iaia, modistas de profesión, se llenaba de telas, hilos, agujas y dedales. Tanto mis hermanos como yo pasábamos mucho tiempo con ellas, nos encantaba estar con ellas, aunque estuvieran trabajando. Ellas cosían sin parar y nosotros jugábamos con sus herramientas de trabajo. Yo siempre les pedía las cajas de botones antiguos recopilados a lo largo del tiempo, los miraba, los contaba, los volvía a guardar. Me encantaba sentarme delante de la máquina Singer (de la que sólo conservo la tapa, mi mayor tesoro) y abrir los cajoncitos llenos de hilos de colores. Aprovechaba los despistes de mi tía para darle al pedal fuerte, muy fuerte, hasta que el hilo se hacía un “burruño” y mi tía me reñía. También nos gustaba mucho disfrazar al maniquí con ropa vieja, pañuelos, sombreros… ¡Qué divertido!

Recuerdo esos pequeños momentos y siento que tuvimos una infancia muy feliz.

Mi iaia y mi tía se fueron para siempre (y cómo las echo de menos…) y ese maniquí al que disfrazábamos desapareció. Así es que cuando vi los de Belén en el Bazar Vintage & Chic, no puede evitar decir: ¡LO QUIERO! Después de pensármelo algunos días, llegué a la conclusión de que me lo merecía por todo el “currazo” que me había pegado en la campaña navideña :) Me puse en contacto con Leticia y enseguida tenía un correo confirmando mi compra y, para mi sorpresa, me escribía unas líneas en las que me decía que acababa de conocer a las Minimís y que se había quedado alucinada y que, por supuesto, teníamos una cita próximamente en su blog. Os podéis imaginar la cara de alegría que se me quedó el resto de día.

Esta semana espero ansiosa la llegada de mi maniquí, aún no sé dónde lo pondré, aunque espacio tengo ya que sólo hace unos 6 meses que me mudé a mi nuevo hogar ;) ¡Qué ganas!

Os dejo con una imagen de varios maniquíes… ¿Cuál pensáis que es el que he elegido?

Hay muchos más modelos impresionantes. Y estoy segura que no será la última vez que vuelva a comprar en este Bazar, ¡el trato con Leticia y Belén fue inmejorable!

¡Un besazo a tod@s y feliz semana!

Irene

Share this post
  , , ,


2 thoughts on “Descubrimientos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *